PENSARON QUE SE HABIA COMIDO A UN NIÑO, LA ASESINARON. CUANDO LA ABRIERON ENCONTRARON ALGO AUN MAS ATERRADOR.

Las serpientes, en este caso las boas son animales increíbles e intimidantes. Estos reptiles son capaces de alcanzar tamaños enormes de hasta casí 3 metros y esto les da la capacidad para alimentarse de presas mucho más grandes que ellos.

En países y ciudades donde existen pueblos lejos de la urbanización y cerca de la vida salvaje como en este caso serían las serpientes de este tamaño. Es normal que existan problemas pues no son pocos los casos en donde se comen su ganado.

Igual existen historias mas trágicas, en donde la victima y alimento no fueron animales si no habitantes del pueblo en cuestión. Si bien estas especies no tienen como predilección la carne humana, como todos los animales no son racionales y comen lo que este a su alcance.

Sin embargo esta historia es triste y a la ves aterradora, los habitantes de un pueblo al ver una boa con su estomago enormemente hinchado y notar que un niño del pueblo estaba perdido pensaron que era el, el que estaba en el estomago de la boa pero cuando la abrieron…

CUANDO ABRIERON A LA BOA SE LLEVARON UNA INCREÍBLE SORPRESA

La realidad era que la boa no estaba hinchada por una presa, era una boa hembra embarazada. Los habitantes se dieron cuenta que habían asesinado a una serpiente por equivocación. Muchos de ellos decidieron quedarse con los huevos de la boa.

Esta historia se conoció por todas las redes sociales y causo la indignación de muchas personas pues habían matado no solo a una serpiente si no a sus decenas de crías que tenía dentro de si.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *